ADOPCINE con José Ignacio Díaz Carvajal. Cadenas rotas  (Great Expectations)(1946)

Hoy tenemos todo un clásico de 1946, dirigido por David Lean: Cadenas rotas (Great Expectations, en el original, basado en la novela de Charles Dickens)

Cuenta la historia de dos niños uno acogido intrafamiliarmente y la otra adoptada, que van sufriendo las influencias de sus padres y en el caso del chico, de un benefactor anónimo, que le ayuda a convertirse en un caballero. (Su origen era muy humilde)
La realidad es que la chica es criada por una madre que no está bien emocionalmente y que le condiciona una frialdad y una androginia importantes. El chico es más sano y se empeña en intentar ayudar a su amiga a que se convierta en la persona buena y cariñosa, que podría haber sido , sin las influencias de su madre.
Una película que ha tenido muchas otras versiones, pero que esta está muy bien.
ADOPCINE

 

Es el cine desde la mirada adoptiva.  Sección dirigida por  J.Ignacio Díaz Carvajal, que  cada semana nos propone una película con temática adoptiva además nos brinda una psinopsis y toda la información sobre la película que nos sugiere.

Cadenas rotas  (Great Expectations)(1946)

Director. David Lean
1946
Reino Unido
Drama
118 min

Sinopsis:
La película refleja el libro de Charles Dickens, Grandes esperanzas.
Un chico de familia humilde, acogido, sufre un encuentro con un preso que le afecta mucho, y más tarde se relaciona con una familia formada por una señora enloquecida, por haber sido abandonada el día de su boda, y una niña adoptada, a la que ha conformado a su imagen y semejanza.
El niño es criado en Londres, gracias a un benefactor desconocido, que él piensa que puede ser esa señora. Hasta que descubre la realidad.

Valoración cinéfila 8/10
Valoración adopción 7/10

En la película tenemos un acogimiento por parte de una tía de su sobrino huérfano, al que cría en la herrería de su marido.
Este niño se topa con un evadido de prisión y le ayuda. Pero pasando muchísimo miedo.
Por otro lado es requerido por la familia de la señora enloquecida, para darle gusto e ir a jugar con su hija y verle por su casa. En cada visita le hace ver lo que ella odia a los hombres y cómo le gustaría hacerles sufrir. Y educa a su hija adoptiva en este sentido.
El chico se enamora de esta chica, pero sus vidas van discurriendo en paralelo. Reencontrándose cuando ya él ha sido educado como un dandy en Londres, gracias a los dineros de un benefactor al que no conoce, pero que sospecha que es la señora enloquecida.
No puede soportar que su enamorada sea tan fría y no sea capaz de amar a nadie.
Pero él insiste hasta que descubre tanto la verdad de quién le protegió, como la verdad del nacimiento de ella. Que cuando sale a la luz, su prometido la abandona. Y es él el que se da cuenta que están encandenados a destinos que no fueron elegidos por ninguno de los dos. Y que si se libran de ellos pudieran ser felices juntos y para siempre.

En parte la película refleja la necesidad de escoger el propio camino, a pesar de nuestra historia y de nuestras identificaciones. Y en ese sentido da un mensaje de aviso, sobre lo verdaderamente importante, que no son las apariencias y el dinero. Sino la felicidad que pasa por ser auténticos y aceptarse.

Para saber más sobre José Ignacio Díaz Carvajal pincha en la imagen.

 

Related Posts