ADOPCINE con José Ignacio Díaz Carvajal. El Joven Papa.

The Young Pope es una magnífica serie de televisión, de 2016, con Jude Law y Diane Keaton , como los protagonistas principales, que nos habla de los estragos y consecuencias del abandono y el acogimiento institucional, en un niño que ahora adulto resulta que es el Papa.

Un Papa que sigue buscando a sus padres, que no sabe ejercer como un buen padre de la cristiandad. Que retiene a su monja cuidadora, en la infancia, como a una figura de la que depende emocionalmente. Que tiene signos en su comportamiento extraño, de que el abandono le ha marcado enormemente. Pudiendo sacarse lecturas interesantísimas a sus relaciones con otros sacerdotes, con mujeres del entorno, madres, familias, y lo que para él signifiquen sus hijos…los cristianos. Un Santo Padre, que es un padre abandonador y arbitrario, que crea enigmas y vacíos en la vida de sus seguidores. Y al que le falta el amor. Y se refugia en el poder.

Una serie inteligente, divertida y algo irreverente.

Puede encontrarse en la plataforma HBO.

 

J.Ignacio Díaz Carvajal,  Gran colaborador y socio de AAPE dirige esta sección y  cada semana aprendemos mucho a través de las historias  con temática adoptiva que él nos sugiere.
Adopcine es el cine desde la mirada adoptiva. Películas, documentales y vídeos que tratan la temática de adopción y de acogimiento.

The Young Pope (Il giovane papa) (TV Series) (2016)

Director: Paolo Sorrentino
Italia
600 min
Serie de TV
Comedia dramática.
Jude Law, Diane Keaton, Silvio Orlando, Javier Cámara…

Sinopsis: un nuevo Papa es elegido de forma inesperada para todos, y realmente nadie sabe cómo piensa ni la política que va a realizar.
Comienza a plantear cambios ultraconservadores que chocan con todos y se aleja del gran público, dejando de “exhibirse”. Consiguiendo mediante una estrategia de ocultación, crear más anhelo sobre el misterio que representa.
Choca con todo el mundo, pero está convencido que tiene una misión, y desde fuera hay muchos que le consideran un santo.

Valoración cinéfila 8/10
Valoración adopción 9/10

Esta serie de Paolo Sorrentino, que podemos ver en la plataforma de HBO, es una magnífica oportunidad de ver los entresijos de la curia vaticana, las posibles intrigas políticas, las miserias de los representantes eclesiales, su humanidad al fin y al cabo. Y cómo no están libres de dudas, faltas de fe, deseo, sexo, ansias de poder, rarezas, adicciones…
Bien, pues en este contexto se nos plantea una situación importante de la trama. El protagonista y algunos de los que le rodean, es huérfano y fue abandonado en un orfanato regentado por una monja que hará de madre acogedora, tanto de él , como de otro chico que también llegará a cardenal.
Este Papa estará condicionado en sus actuaciones y en su carácter, por este abandono y por la necesidad de buscar a esos padres que le abandonaron (con los que sueña constantemente, y a los que imagina en muchos lugares y anhela verlos de nuevo)

No hay una explicación al abandono, pero menos a que siendo ahora una de las personas más famosas del mundo, sigan estos padres sin interés de ponerse en contacto con este hijo. Sólo se nos dice que eran dos hippies, que quisieron vivir su vida, pero lo abandonan con ocho años.
Podríamos interpretar que los rasgos de su carácter como su egocentrismo, su soledad radical, su falta de empatía, su alejamiento de lo afectivo y de confiar emocionalmente en nadie…están condicionados por su abandono traumático.
De hecho él abandona, siendo el Santo “Padre” a todos su hijos, a los que no se les muestra nunca y que su vez le vuelven la espalda. Tiene comportamientos muy excentricos, que no tienen en cuenta a los demás, casi nunca y se olvida de la compasión, de la piedad, de valores humanos y cristianos, que chocan mucho. Claro que estamos en una obra irónica, cómica a veces, crítica…pero que con continuos falshbacks deja claro que estos lodos vienen de aquellos polvos, y que este personaje está comportándose como le permite aquella situación traumática de abandono parental.
Quizás el autor justifique estas arbitrariedades, este despotismo, este exceso de poder, y su juego con las personas y no considerarlas casi nunca sino como elementos a manipular o usar, basando al personaje en alguien que no pudo tener un verdadero hogar, que vivió teniendo que auto-sostenerse a sí mismo y teniendo que hacer una búsqueda de sí mismo y de sus padres, sin un verdadero sostén.
No pudo apoyarse más que en un padre espiritual, y en una madre monja, que le condicionan la vocación de alguna manera. Pero no le dan un verdadero entorno afectivo y un apego seguro.
Hasta cierto punto, podríamos considerar que tenemos un ejemplo de apego evitativo, que elige no vincularse, no mostrarse, para no sufrir más.
Recomiendo verla, por su originalidad, su inteligencia, aunque a veces sea algo vacía o flaquee en algunos personajes o tramas. Pero en general atrapa, con buenas actuaciones, buena música, buen vestuario y escenografía…Y tiene este leit motiv de la búsqueda de sus padres por un niño abandonado que resulta que es Papa.

Para saber más sobre José Ignacio Díaz Carvajal pincha en la imagen.

 

Related Posts