ADOPCINE con José Ignacio Díaz Carvajal. En Buenas manos.

«En buenas manos» 2018, es una película francesa que está arrasando allí y que nos cuenta un proceso de adopción de forma completa, desde la renuncia por su madre biológica, hasta la adopción por parte de una madre sola, y la estancia unos meses que vive con un padre de acogida como paso necesario durante el periodo que se le otorga a la madre biológica, para que se lo piense.

Es una película que refleja cómo hacer bien las cosas, para que el proceso llegue a buen término, pero pensando sobre todo en el niño y en sus vínculos. El que deja con su madre, que le marca y que hay que elaborar con un duelo, y por otro lado el que establece, tanto con su cuidador temporal, como con la madre definitiva. La cuestión es que el niño no tenga un trastorno de apego, por culpa de los servicios sociales.

En ese sentido es una película preciosa, por lo que enseña y que debería ser vista por todos nuestros políticos y sobre todo, por los que intervienen en la protección infantil. Pues se trata a este niño con un respeto, se le habla, se le explica, se intenta que no sufra…y lo mismo a la madre biológica. Y por su puesto a la madre adoptiva.

Toda una lección del buen hacer psicológico. Los niños no son mercancía que cambia de manos, sino seres delicadísimos ligados a sus madres biológicas y estas a ellos. Y todo eso hay que cuidarlo, para no generar un trauma desde los que se supone que van a ayudar.
ADOPCINE

 

Es el cine desde la mirada adoptiva.  Sección dirigida por  J.Ignacio Díaz Carvajal, que  cada semana nos propone una película con temática adoptiva además nos brinda una psinopsis y toda la información sobre la película que nos sugiere.

 

 En buenas manos (Pupille)(2018)

Directora: Jeanne Herry
Francia
2018
107 min
Drama

Sinopsis:
Theo acaba de nacer. Después de dar a luz, su madre biológica le entrega a un programa de adopción. Los servicios de adopción deben encontrar entonces a la que se convertirá en su madre adoptiva. En el otro extremo, Alice (Élodie Bouchez), de 41 años, lleva casi diez años luchando por ser madre. Un grupo de profesionales trabajará para que Theo y Alice puedan reunirse. (FILMAFFINITY)

Valoración cinéfila 7/10
Valoración adopción 10

Estamos ante una película extraordinaria en lo que se refiere al tema de la adopción. Pues refleja, desde la realidad francesa, cómo se produce un proceso de adopción desde que un niño es cedido por su madre a lo servicios de protección , hasta que acaba viviendo para siempre con su nueva madre.
Y pretende ser una película educativa sobre este proceso, de tal manera que podría servir para los cursos de formación de padres y madres en proceso de adopción, para informarles sobre cómo funciona el sistema, desde dentro: las reuniones que hacen los trabajadores de adopción para asignar las familias a los niños. Las dificultades que encuentran en algunas familias para que colaboren. Los cambios y la duración extrema que ocurren en los procesos de adopción. La dificultad de decidir quién puede ser la mejor familia para cada niño o niña. Y cómo la mejor familia no tiene porqué ser la formada por dos personas…pues en el caso de la película es una madre sola, la que adopta, tras su divorcio, tras tantos años de espera.

Por otro lado es educativa y formativa sobre cómo se debe tratar a una criatura desde que nace, para minimizar los riesgos de adversidad temprana y las vivencias de abandono. De hecho se refleja esta realidad y se dan soluciones prácticas. Sobre todo hablarle al niño sobre todo lo que vive y va a vivir. Y explicarle con muchos detalles todo lo que ha vivido hasta el momento y las causas del abandono de su madre y cómo ésta a pesar de todo quiero lo mejor para él y que viva con una nueva familia.

Esta idea de hablar tanto a un niño que aparentemente no entiende todavía, está clara en la psicología francesa, de la mano de Françoise Dolto, que preconizaba esta actuación, para ayudar a los niños a superar sus duelos. Y que lo importante no es lo que entiendan , si no el hecho de decirle y el tono y las formas de lo que se le intenta trasmitir.
La figura de la madre biológica es tocada con muchísimo respeto y con un cuidado y cariño que descoloca completamente los planteamientos al uso sobre el abandono, sus causas y sus formas. Se le respeta en su decisión y se le aconseja de manera exquisita.

Hay otro hecho moderno en su planteamiento, que es que la familia acogedora de urgencia, es básicamente un hombre que va a cuidar a este bebé, aunque tenga su propia familia, con la que vive.
Esta ejemplificación de que los hombres no tenemos porque desconocer y actuar de forma torpe en la crianza de los bebés, es todo un modelo para nosotros y que contrarresta el modelo masculino dominante, que muchos hombres y mujeres tienen todavía en sus creencias.
Todas las transiciones son extraordinarias. La información que se comparte entre los trabajadores. El tiempo que dedican a este caso.
Ojalá el sistema funcionara siempre así de tan «en buenas manos» .

En todo caso es una película que ojalá sea vista por muchos de nuestros políticos que tienen que ver con el sistema de protección para así que tengan en cuenta la de cosas que se pueden hacer para mejorar los procesos de adopción y acogimiento. Y que se necesita más personal, mejor preparado y con más tiempo para poder hacer las cosas bien.

Habría muchos detalles para comentar. Así que es ideal para cualquier grupo de debate sobre adopción. (Reacciones emocionales de cada personaje en cada momento de la situación con respecto al niño).

 

Para saber más sobre José Ignacio Díaz Carvajal pincha en la imagen.

 

Related Posts