¿Yo tengo dos mamás? Por Montse Lapastora

mi mamá233¿Yo tengo dos mamás?
Mercedes Moya (2015)

¿Yo tengo dos mamás? Es un cuento que aborda el tema de la madre biológica de una forma tan sencilla y natural, que facilita el diálogo entre padres e hijos sobre este tema que a veces resulta complicado.
¿Yo tengo dos mamás? Refleja los pensamientos y sentimientos concretos que los niños tienen en su cabeza, y que muchas veces no expresan porque dan por hecho que son así, como que han nacido en un orfanato o en un avión. Hasta que un día se encuentran con la realidad de bruces, y los adultos se sorprenden todavía más de que esas ideas no hayan sido aclaradas.
Una de las fortalezas de este cuento, es que se presentan pensamientos y situaciones cotidianas relacionadas con el nacimiento y la figura de la madre biológica, en las que cualquier familia adoptiva se puede ver reflejada, y sobre todo cualquier niño puede sentirse identificado. Esto le ayudará a preguntar sobre su propia historia y a incorporar este tipo de preguntas en el diálogo con sus padres. En una mirada más profunda, si este diálogo se instala entre padres e hijo, este cuento puede abrir el abanico de preguntas que le surgirán en el futuro.
A través de cuestiones que se presentan desde el pensamiento concreto de los niños pequeños y que quedan abiertas, se les da la oportunidad de que ellos mismos respondan. Y ya no solo sobre este tema, sino sobre cualquier otro. Si a un niño de tres o cuatro años, se le transmite que “tiene permiso para preguntar” lo seguirá haciendo sobre cualquier cosa que le preocupe.

enfadado izqOtra de las fortalezas de ¿Yo tengo dos mamás? Es la capacidad de reflejar los sentimientos negativos de los niños cuando se refieren a su vida preadoptiva: tristeza por haber estado solos, enfado por haber sido abandonados, o positivos hacia su otra mamá: cariño o echarla de menos. Cuando en la consulta pregunto a los niños: “Alguna vez piensas en tu madre biológica” es frecuente que la respuesta sea: “Siempre”. Por eso me parece muy importante cómo se aborda en este cuento la presencia de esta figura, cómo la madre adoptiva la incorpora con naturalidad.
¿Yo tengo dos mamás? Hace referencia a una creación del vínculo paulatina, cómo se aprende a querer poco a poco. Esto me parece importante porque muchas veces los niños no lo hacen al mismo ritmo que los padres, y el que alguien se lo diga les desculpabiliza. Cada cual tiene derecho a llevar su ritmo.
Las ilustraciones son fantásticas, enhorabuena a Mª José Sánchez Megía.

gracias

 |Montse Lapastora.Psicóloga clínica, especialista en adopción, psicoterapeuta EMDR, especialista en trauma por abandono.

 |Directora de PsicovéritasCentros de Psicología y Adopción

 |Autora del libro Niños adoptados. Estrategias para afrontar conductas

 |Colaboradora de adopciónpuntodeencuentro.com

 

 

 

One Comment

  1. avatar
    Rosa
    24 agosto, 2015 at 4:51 pm Responder

    Existe una versión del libro en papel? He intentado buscarlo para comprarlo en Amazon y en la Casa del libro y sólo consigo encontrarlo en e-book.